Blog Home

El libro de las maravillas del progreso del mundo

Publicado por Gabriela Calderón de Burgos

En 1935 el doctor, abogado y escritor estadounidense Henry Smith Williams publicó una colección de 10 volúmenes titulada "Wonder Book of the World's Progress". En la introducción al quinto volumen, titulado "Historias de héroes - Plantas" dice que (traducción mía):

"Nuestro objetivo actual...contempla la observación de una clase distinta de héroes...Los hechos de los héroes tradicionales de la historia y el romance no estaban necesariamente asociados con cuestiones de importancia real o vital para sus contemporáneos o la posteridad".

Decía que la historia suele destacar aquellos héroes que pusieron en riesgo sus vidas y no tanto aquellos que demostraron "el coraje intelectual que los llevó a las fronteras del mundo del pensamiento" y que:

"Dichas fronteras siempre constituyen territorio controversial. Y el individuo que se adentra en ellas nunca es considerado como un héroe por sus contemporéneos. Para él no hay aplauso de las multitudes. En el mejor de los casos trabaja en la oscuridad, sin reconocimiento y por lo tanto sin ser perturbado. En el peor de los casos, despierta el antagonismo de personas con autoridad, cuya postura tradicional es mantener el pasado en lugar de mirar al futuro. En este caso él se topa con una oposición que puede ser intelectual, pero a veces puede volverse física también". 

Smith Williams consideraba importante enfocar la historia del progreso humano desde otro ángulo, el de los investigadores científicos:

"Desviar la mirada de los generales a los particulares, los hombres que tengo en mente son los investigadores científicos cuyas investigaciones han resultado en el desarrollo de nuevos principios, o en la observación de nuevos datos que fueron eventualmente instrumentales para cambiar los aspectos esenciales de nuestra civilización. Puede que no haya nada de 'heroíco' acerca de las vidas de estos hombres en el sentido convencional...Aún así el término con justa razón les pertenece debido al carácter extraordinario de los desarrollos intelectuales y prácticos que se derivaron de sus esfuerzos". 

Vale la pena revisar el trabajo de Smith Williams para no olvidar que los principales avances de la humanidad no dependen lo que hagan los políticos y generales, sino todo lo que hacen o podían hacer el resto de individuos, si los dejamos en libertad para experimentar:

"Lo sustancial es el hecho...de que las acciones de estos trabajadores silenciosos y muchas veces desconocidos son mucho más importantes para el progreso de la humanidad que los logros políticos o militares que ocupan el lugar principal en los relatos contemporáneos y muchas veces en las páginas de la historia". 

Categorias

Autores

Archivos