Blog Home

Taxistas "ilegales"

Publicado por Gabriela Calderón de Burgos

Esta semana me enteré que esos taxis que he estado cogiendo por ya casi un mes, conocidos como "Taxi Amigo" por el nombre de la compañía para la que trabajan, son ilegales. Conversando con uno de los taxistas me enteré que hay muchas compañías de "taxis piratas" en Guayaquil y en Quito. La compañía para la que el trabajaba tenía 300 unidades y los viernes "no alcanza a atender a todos los pedidos" según me decía uno de los taxistas.

En Quito y en Guayaquil, al igual que en Nueva York, el gobierno ha decidido limitar el número de taxistas legales. Esa limitación se hace en el nombre de la protección de ciudadanos como yo que al final de cuentas ni queremos usar los taxis amarillos (los formales) porque esos tienen fama de ser más peligrosos. Qué ironía que los taxis formales/legales resulten ser los más peligrosos y temidos por los ciudadanos.

La limitación de placas es mantenida porque grupos de presión muy bien organizados como los taxistas formales existentes no quieren ser expuestos a la competencia como Taxi Amigo. La competencia a la que serían expuestos presta un mejor servicio: Taxi con GPS para localizar al taxista maltrecho a cualquier hora y en cualquier parte, taxi a pedido y en la puerta de su casa o donde sea que ud se encuentre, carros más nuevos con aire acondicionado, y el conductor está registrado en una base de datos.

Como me decía uno de los taxistas con los que conversé: "Lo peor de todo es que ni siquiera le quitamos negocio a los taxistas amarillos porque nosotros somos 'taxis a pedido' no cogemos clientes en la calle".

Lo cómico es que por más que las autoridades se las ingenien para imponer un orden no deseado por el conjunto de los individuos, los segundos siempre son más listos que las autoridades. Ayer mi taxista estaba disfrazado de doctor por si acaso lo paraban en la calle los policías y/o militares que andan cazando a los "taxis piratas"...

Categorias

Autores

Archivos